miércoles, 21 de junio de 2017

La fe es nuestra fuerza

A los hombres y mujeres del mar en la Festividad de nuestra Patrona, Nuestra Señora la Virgen del Carmen
     En este día de las Gentes del Mar los hombres y las mujeres del mar, oteadores de amplios horizontes saben que, con la fuerza de la fe, nuestro horizonte vital se amplía hasta límites insospechados. Y una nueva visión confirma nuestras expectativas hacia un futuro que descansa en el nuevo hombre que mira adelante poniendo los ojos en Jesús, autor y consumador de la fe.
     La fe en Jesucristo es la piedra angular para el andamiaje de la vida que como un barco surca los días y navega a puerto seguro con fortaleza y firmeza. Es por eso por lo que podemos hablar de la vida en Cristo, y caminar con confianza guiados por su Palabra Viva que nos llega por medio del Espíritu Santo dejando ardientes nuestros corazones para vivir con fe y esperanza hasta el puerto final.” La cual “- como dice la carta a los Hebreos ( Hb.6,19)- tenemos como
segura y firme ancla del alma, y que penetra hasta dentro del velo, donde Jesús entró por nosotros como precursor, hecho sumo sacerdote para siempre, según el orden de Melquisedec”.
     Y junto a la fe, también el ancla de la esperanza. Como señalaba Santo Padre Francisco el 13 de mayo pasado, en Fátima en la canonización de Francisco y Jacinta Marto, donde pronunció estas bellas palabras:
    Cuando Jesús subió al cielo, llevó junto al Padre celeste a la humanidad ―nuestra humanidad― que había asumido en el seno de la Virgen Madre, y que nunca dejará. Como un ancla, fijemos nuestra esperanza en esa humanidad colocada en el cielo a la derecha del Padre (cf. Ef 2,6). Que esta esperanza sea el impulso de nuestra vida. Una esperanza que nos sostenga siempre, hasta el último suspiro.
     Así pues, mirar y orar a Nuestra Señora del Carmen, advocación marinera por excelencia, es reconocerla como la Mediadora que fortalece nuestra fe y alimenta nuestra esperanza.
     A ella le pedimos que la sociedad reconozca los muchos beneficios que nos proporciona la gente del mar cuyos sacrificios a veces son invisibles a los ojos de nuestra sociedad.
     No nos olvidamos tampoco que los marinos, muchas veces tienen que superar la lejanía de sus seres queridos. Hemos de agradecer la inmensa labor que hacen sus esposas y madres . La fe nos sostiene y es nuestra fuerza. Con ella se superan todas las barreras geográficas y de todo tipo .
     Hoy día, en una sociedad más consciente del necesario cuidado de la creación, la fuerza de la fe en Jesucristo, hijo del Padre, se despliega también hacia el servicio de un desarrollo humano integral. Y desde la fe se alienta también nuestro cuidado de la casa común afectada por los efectos negativos del cambio climático y por la explotación excesiva de los recursos en el mar , según la encíclica del Papa Francisco “Laudato Si ” sobre el cuidado de la casa común.
     Últimamente España, ribera del Mar Mediterráneo, ha sido testigo, de cómo algunas tripulaciones de barcos mercantes (junto a muchas embarcaciones de Salvamento) han estado en primera línea para socorrer a muchos migrantes y refugiados, a bordo de embarcaciones nada aptas para navegar. En esta situación de emergencia humanitaria nuestra oración y la fuerza de la fe están con todos ellos
     Haciendo nuestras sus dificultades y alentados por el Papa Francisco quien llamó a los capellanes y voluntarios del Apostolado del Mar a ser “la voz de aquellos trabajadores que viven lejos de sus seres queridos y se enfrentan a situaciones peligrosas y difíciles”, nos encontramos, por la fuerza de la fe y de la comunión, al lado de los marineros y de la defensa de sus derechos humanos y laborales que han de ser respetados y protegidos.
     La gran labor pastoral del Apostolado del Mar, fortalecida con la fe en el Salvador del Mundo, quiere estar muy presente ante los graves peligros que envuelven a mucha gente del mar. A veces tienen que “trabajar en condiciones infrahumanas, o caen en manos de la delincuencia organizada o son víctimas de la trata laboral”. Estos aspectos se tratarán en el próximo XXIV Congreso Mundial de Apostolado del Mar en Taiwán del 1 al 7 de octubre próximo cuyo tema principal es “Atrapados en la Red” (Pongamos a los pescadores en primer lugar). Allí, convocados por el nuevo Dicasterio para el Servicio del Desarrollo humano integral, acudirá una representación de nuestro Apostolado del mar. Os pedimos para que dicho Congreso, así como la Asamblea del Apostolado del Mar a celebrar en A Coruña del 8 al 10 de Septiembre, den los frutos esperados y nuestra fe pueda salir más reforzada
      En este Día de las gentes del Mar, expresamos nuestra gratitud a todos los que trabajan en la industria marítima. Y oramos para que María Estrella del Mar recoja a los que han muerto en el Mar. Y que, como cantamos en la Salve Marinera, “llegue al cielo, hasta ti , nuestro clamor”.
+ Luis Quinteiro Fiuza
Obispo de Tui-Vigo. Promotor
del Apostolado del  mar


sábado, 18 de marzo de 2017

El socorro y la seguridad en el mar


Continúa la modernización del Sistema mundial de socorro y seguridad

        El examen y modernización del Sistema mundial de socorro y seguridad (SMSSM) continuará esta semana durante el cuarto periodo de sesiones del Subcomité de navegación, comunicaciones, búsqueda y salvamento (NCSR), que se celebra en la sede de la OMI del 6 al 10 de marzo. Las prescripciones del SMSSM contenidas en el Capítulo IV del Convenio SOLAS se adoptaron en 1988 y garantizan un sistema integrado de comunicaciones mediante los sistemas de radiocomunicaciones terrestres y por satélite.

      Se prevé que durante la reunión se elabore el proyecto de plan de modernización del SMSSM, con miras a su aprobación por el Comité. Tambien se prevé que se elabore un proyecto de enmiendas al Convenio SOLAS a fin de integrar sistemas móviles por satélite adicionales mundiales o regionales. Asimismo, se tratarán remas relacionados con la navegación-e. Otros asuntos que figuran en el orden del día serán el examen técnico de la propuesta de medidas nuevas o enmendadas relativas a la organización del tráfico marítimo; el funcionamiento y explotación del sistema de identificación y seguimiento de largo alcance de los buques (LRIT) y otras cuestiones relacionadas como la armonización de los servicios aeronáuticos y marítimos de búsqueda y salvamento.

     El Secretario General de la OMI, Kitack Lim, inauguró la reunión, que preside el Sr. Ringo Lakeman (Países Bajos) (Haga clic aquí para ver las fotografías).Noticias  OMI 06/03/2017 

miércoles, 15 de marzo de 2017

D. Antonio Mª Veglio en el día Mundial de la Pesca


MENSAJE DEL PONTIFICIO CONSEJO PARA LA JORNADA MUNDIAL DE LA PESCA

       Desde 1998, la Jornada Mundial de la Pesca se celebra cada año el 21 de noviembre para resaltar la importancia de conservar el océano y la vida marina que proporciona alimento a miles de millones de seres humanos y oportunidades de empleo a más de 50 millones de personas en todo el mundo.


    El Papa Francisco en su Carta Encíclica Laudato Sì menciona algunas de las amenazas que afectan y destruyen los recursos naturales marinos: “Muchas de las barreras de coral del mundo hoy ya son estériles o están en un continuo estado de declinación: «¿Quién ha convertido el maravilloso mundo marino en cementerios subacuáticos despojados de vida y de color? ». Este fenómeno se debe en gran parte a la contaminación que llega al mar como resultado de la deforestación, de los monocultivos agrícolas, de los vertidos industriales y de métodos destructivos de pesca, especialmente los que utilizan cianuro y dinamita” (n. 41).     Puesto que se trata de un patrimonio común de la humanidad, el Papa Francisco llama a todos a: “... colaborar como instrumentos de Dios para el cuidado de la creación, cada uno desde su cultura, su experiencia, sus iniciativas y sus capacidades” (n. 14).
       Por esta razón, apreciamos y aguardamos con esperanza la aplicación del Acuerdo sobre Medidas del Estado Rector del Puerto Destinadas a Prevenir, Desalentar y Eliminar la Pesca Ilegal, No Declarada y No Reglamentada, adoptado por la FAO como Acuerdo en 2009.  Después de varios años de esfuerzos diplomáticos finalmente entró en vigor el pasado 5 de junio y en la actualidad es jurídicamente vinculante para los 29 países y única organización regional que lo firmaron. Mediante la adopción y la ejecución de las medidas eficaces del Estado rector del puerto, dicho Acuerdo es el primer tratado internacional vinculante que pretende prevenir, desalentar y eliminar la pesca ilegal, no declarada y no reglamentada (INDNR), un importante problema medioambiental que genera enormes daños económicos y representa una amenaza para la seguridad alimentaria en muchos países.
      Sin embargo, nuestra preocupación no concierne únicamente los recursos marinos.La industria pesquera ha sido ampliamente reconocida como una de las más peligrosas debido a la frecuencia con que se registran accidentes laborales y al elevado índice de mortalidad. En esta Jornada Mundial de la Pesca queremos llamar la atención también sobre los muchos pescadores que se encuentran en situación de explotación y abusos.
    Lamentablemente se desconoce la trágica realidad de que en la industria pesquera hay cientos de miles de migrantes internos/ transnacionales que son objeto de contrabando/ trata para realizar trabajos forzados a bordo de buques pesqueros.
     Esto es favorecido por una red de organizaciones criminales e individuos que explotan a personas que provienen de una situación de pobreza y que buscan desesperadamente un empleo que les ayude a romper el círculo de la miseria. Sin embargo, terminan en una situación de trata de seres humanos, de servidumbre por deudas y de esclavitud a menudo sin una salida. De hecho, los buques pesqueros permanecen en el mar durante largos períodos de tiempo (desde algunos meses hasta varios años) y para las víctimas de estos crímenes es difícil, por no decir imposible, denunciar estas situaciones.
        En respuesta al llamamiento del Papa Francisco: “La trata de personas es un crimen contra la humanidad. Debemos unir las fuerzas para liberar a las víctimas y para detener este crimen cada vez más agresivo, que amenaza, además de las personas, los valores fundamentales de la sociedad y también la seguridad y la justicia internacionales, además de la economía, el tejido familiar y la vida social misma”, como Iglesia Católica queremos renovar nuestro llamamiento a los Gobiernos para que ratifiquen el Convenio sobre el trabajo en la pesca, 2007 (OIT, núm. 188), al fin de crear un entorno laboral seguro a bordo de los buques pesqueros y mejores disposiciones de bienestar para los pescadores.  A partir de octubre de 2016 el Convenio ha sido ratificado por nueve Estados costeros, y se necesita la ratificación de un país más para que el Convenio pueda entrar en vigor.
        A la vez que expresamos nuestro agradecimiento a los capellanes y a los voluntarios del Apostolado del Mar por su dedicación y compromiso, queremos pedirles que vigilen e intensifiquen su presencia en los puertos pesqueros para identificar y rescatar a las víctimas de la trata de seres humanos. También es necesario que el Apostolado del Mar coopere más estrechamente con los líderes de las comunidades pesqueras para educar y prevenir la trata de personas proporcionando alternativas viables de empleo y de sustento. Que María Stella Maris siga siendo la fuente de fortaleza y protección para todos los pescadores y sus familias.


Antonio Maria Card. Vegliò, Presidente

 P. Gabriele Bentoglio, cs, Subsecretario

martes, 14 de febrero de 2017

Naufragio del SINEFAND 1

NOTA DEL APOSTOLADO DEL MAR ANTE EL HUNDIMIENTO DEL BARCO SENEFAND 1

      Ante las noticias que nos llegan del hundimiento del barco Senefand 1, con once tripulantes a bordo y propiedad de la Compañía pesquera viguesa Grupo Profand, frente a las costas de Senegal, queremos manifestar
- Primero : nuestra solidaridad y nuestra oración por los tres marineros que no han podido localizarse todavía por parte del equipo de rescate, el patrón del barco, Vicente Pazos, de 52 años y vecino de Marín que embarcado en Octubre tenía previsto regresar en Marzo y dos marineros senegaleses. Vaya nuestra cercanía y máximo afecto a sus familias
- Segundo: Alegrarnos por el rescate de los otros ocho marineros que ya han recibido el alta hospitalaria entre otros uno gallego, Fernando Argibay, vecino de Moaña y jefe de máquinas del pesquero. Y junto a él un caboverdiano, cinco senegaleses y un marinero de Guinea Bissau expresión de la realidad migratoria que trabaja en este Sector .
- Tercero : Seguimos al tanto del proceso y gestión así como del acompañamiento que tanto la Compañía Armadora como las distintas administraciones senegalesas como el Consulado Español en Senegal y la Secretaría General de Pesca de la Junta de Galicia están haciendo de este tema con una activa colaboración para que el incidente se resuelva lo antes posible y lo más favorable para los afectados
- Cuarto : Manifestar nuestra total disposición desde el Apostolado del Mar para todo aquello en lo que podamos colaborar con los afectados y sus familias. Una vez más han surgido la tragedia marinera a la que están expuestos nuestras gentes del mar por su trabajo y entrega ejemplar ante las muchas dificultades en las que están inmersos al servicio de la sociedad . Para todos ellos pedimos siempre las disposiciones legales más justas y favorables.
       Invocamos a Nuestra Señora del Carmen, como Madre de Misericordia. Y recordamos al respecto y con motivo de estas dolorosas noticias lo que decíamos en el Mensaje episcopal con motivo del día de las gentes del mar: “Hoy como ayer, la misericordia es el corazón del mensaje del Evangelio.    Como dice el papa Francisco, la misericordia es el acto último y supremo con el cual Dios viene a nuestro encuentro, la vía que une a Dios y al hombre y que abre nuestro corazón a la esperanza “
Con nuestra oración y bendición
+ Monseñor D. Luis Quinterio
Obispo de Tui-Vigo y Promotor del Apostolado del Mar
14 de febrero de 2017





Garantizados los salarios y la repatriación de los marinos


LA OMI ACOGE CON AGRADO LA ENTRADA EN VIGOR DE LA GARANTÍA FINANCIERA PARA LA GENTE DE MAR
    El secretario general de la OMI Kitack Lim ha acogido con agrado la entrada en vigor ayer de las nuevas obligaciones en virtud del convenio sobre el trabajo marítimo, 2006 (CTM 2006) que exigen a los propietarios de buques tener un seguro obligatorio que cubra el abandono de la gente de mar, así como sus reclamaciones por muerte o discapacidad a largo plazo.
      Las enmiendas de 2017 al CTM 2006, que se realizaron bajo los auspicios de la Organización Internacional del Trabajo (OIT), se basan en las directrices elaboradas por un grupo mixto de trabajo OMI-OIT. El grupo de trabajo informaba a su vez al comité jurídico de la OMI y los órganos rectores de la OIT.
       Según Lim, "estas enmiendas, que proporcionan una mejor protección para la gente de mar y sus familias, son los frutos de la exitosa colaboración entre la OMI y la OIT a fin de mejorar las condiciones de trabajo y ofrecer una mayor protección en los casos en que las cosas no vayan bien. Me complace que estas enmiendas entren en vigor hoy para las Partes en el Convenio sobre el trabajo marítimo, 2006, que son también Estados  Miembros de la OMI".
       En este sentido, "la gente de mar hace el comercio mundial posible y es fundamental que todos trabajemos conjuntamente a fin de garantizar que sus derechos estén protegidos. A menudo se dijo que el CTM 2006 representa el cuarto pilar cuando se trata de los tratados marítimos más importantes, ya que complementa los tratados de la OMI sobre seguridad (convenio Solas), sobre contaminación (convenio Marpol) y la formación de la gente de mar, (convenio de formación)", ha señalado el secretario general.
     Las enmiendas de 2014 al CTM 2006 prescriben que el proveedor de garantía financiera del propietario del buque tiene que expedir un certificado u otras pruebas documentales de garantía financiera. Dicho certificado se llevará a bordo del buque.
      Las enmiendas se elaboraron a lo largo de casi una década de deliberaciones del grupo mixto especial de expertos OMI-OIT sobre responsabilidad e indemnización respecto de las reclamaciones por muerte, lesiones corporales y abandono de la gente de mar.
        El comité jurídico de la OMI mantiene un punto permanente en el orden del día, para someter a examen la provisión de garantía financiera en caso de abandono de la gente de mar y las responsabilidades de los propietarios de buques con respecto a las reclamaciones contractuales por lesiones corporales o muerte de la gente de mar NAUCHERglobal, Redacción  19/01/2017


domingo, 20 de noviembre de 2016

Mensaje Consejo Pontificio Pastoral Migrantes e Itinerantes para día de los Pueblos Pescadores 2016


Pontifical Council for the Pastoral
Care of Migrants and Itinerant People

 

Mensaje para la Jornada Mundial de la Pesca

(21 de noviembre de 2016)

 

             Desde 1998, la Jornada Mundial de la Pesca se celebra cada año el 21 de noviembre para resaltar la importancia de conservar el océano y la vida marina que proporciona alimento a miles de millones de seres humanos y oportunidades de empleo a más de 50 millones de personas en todo el mundo.

            El Papa Francisco en su Carta Encíclica Laudato Sì menciona algunas de las amenazas que afectan y destruyen los recursos naturales marinos: “Muchas de las barreras de coral del mundo hoy ya son estériles o están en un continuo estado de declinación: «¿Quién ha convertido el maravilloso mundo marino en cementerios subacuáticos despojados de vida y de color? ». Este fenómeno se debe en gran parte a la contaminación que llega al mar como resultado de la deforestación, de los monocultivos agrícolas, de los vertidos industriales y de métodos destructivos de pesca, especialmente los que utilizan cianuro y dinamita” (n. 41). Puesto que se trata de un patrimonio común de la humanidad, el Papa Francisco llama a todos a: “... colaborar como instrumentos de Dios para el cuidado de la creación, cada uno desde su cultura, su experiencia, sus iniciativas y sus capacidades” (n. 14).

            Por esta razón, apreciamos y aguardamos con esperanza la aplicación del Acuerdo sobre Medidas del Estado Rector del Puerto Destinadas a Prevenir, Desalentar y Eliminar la Pesca Ilegal, No Declarada y No Reglamentada, adoptado por la FAO como Acuerdo en 2009. Después de varios años de esfuerzos diplomáticos finalmente entró en vigor el pasado 5 de junio y en la actualidad es jurídicamente vinculante para los 29 países y única organización regional que lo firmaron. Mediante la adopción y la ejecución de las medidas eficaces del Estado rector del puerto, dicho Acuerdo es el primer tratado internacional vinculante que pretende prevenir, desalentar y eliminar la pesca ilegal, no declarada y no reglamentada (INDNR), un importante problema medioambiental que genera enormes daños económicos y representa una amenaza para la seguridad alimentaria en muchos países



Sin embargo, nuestra preocupación no concierne únicamente los recursos marinos. La industria pesquera ha sido ampliamente reconocida como una de las más peligrosas debido a la frecuencia con que se registran accidentes laborales y al elevado índice de mortalidad. En esta Jornada Mundial de la Pesca queremos llamar la atención también sobre los muchos pescadores que se encuentran en situación de explotación y abusos.

            Lamentablemente se desconoce la trágica realidad de que en la industria pesquera hay cientos de miles de migrantes internos/transnacionales que son objeto de contrabando/trata para realizar trabajos forzados a bordo de buques pesqueros.

            Esto es favorecido por una red de organizaciones criminales e individuos que explotan a personas que provienen de una situación de pobreza y que buscan desesperadamente un empleo que les ayude a romper el círculo de la miseria. Sin embargo, terminan en una situación de trata de seres humanos, de servidumbre por deudas y de esclavitud a menudo sin una salida. De hecho, los buques pesqueros permanecen en el mar durante largos períodos de tiempo (desde algunos meses hasta varios años) y para las víctimas de estos crímenes es difícil, por no decir imposible, denunciar estas situaciones.

            En respuesta al llamamiento del Papa Francisco: La trata de personas es un crimen contra la humanidad. Debemos unir las fuerzas para liberar a las víctimas y para detener este crimen cada vez más agresivo, que amenaza, además de las personas, los valores fundamentales de la sociedad y también la seguridad y la justicia internacionales, además de la economía, el tejido familiar y la vida social misma”, Como Iglesia Católica queremos renovar nuestro llamamiento a los Gobiernos para que ratifiquen el Convenio sobre el trabajo en la pesca, 2007 (OIT, núm. 188), al fin de crear un entorno laboral seguro a bordo de los buques pesqueros y mejores disposiciones de bienestar para los pescadores. A partir de octubre de 2016 el Convenio ha sido ratificado por nueve Estados costeros, y se necesita la ratificación de un país más para que el Convenio pueda entrar en vigor.

            A la vez que expresamos nuestro agradecimiento a los capellanes y a los voluntarios del Apostolado del Mar por su dedicación y compromiso, queremos pedirles que vigilen e intensifiquen su presencia en los puertos pesqueros para identificar y rescatar a las víctimas de la trata de seres humanos. También es necesario que el Apostolado del Mar coopere más estrechamente con los líderes de las comunidades pesqueras para educar y prevenir la trata de personas proporcionando alternativas viables de empleo y de sustento.

            Que María Stella Maris siga siendo la fuente de fortaleza y protección para todos los pescadores y sus familias.


Card. Antonio Maria Vegliò

Presidente

Gabriele Bentoglio,cs

Subsecretario

martes, 8 de noviembre de 2016

Rescatados en el mar


La fragata Navarra rescata a 730 personas frente a la costa de Libia
Entre los refugiados había 124 mujeres y 14 niños

     La fragata de la Armada ‘Navarra’, que se encuentra integrada en la misión de la UE ‘Eunavfor Med Sophia’ de lucha contra el tráfico ilegal de personas en el Mediterráneo, ha rescatado a 703 personas (565 hombres, 124 mujeres y 14 niños) que intentaban llegar a Europa a bordo de cinco embarcaciones neumáticas de doce metros de eslora.

     Según ha informado la Armada, a primera hora de esta mañana el helicóptero de la fragata alertó de la presencia de varias embarcaciones de este tipo que contaban con un gran número de personas a bordo. Este aviso motivó que la ‘Navarra’ se dirigiese a la zona del avistamiento mientras sus efectivos se preparaban para el rescate.

     Tras llegar a dicho lugar, se procedió a auxiliar a los inmigrantes, siendo las mujeres y los niños los primeros en ser rescatados. Una vez que todos estuvieron a salvo se les entregaron mantas, ropa seca, comida, agua y una primera asistencia médica. En estos momentos, todos ellos se dirigen a las costas italianas donde serán desembarcados.

     La ‘Navarra’ es la quinta de una serie de seis fragatas construida en Ferrol y entregada a la Armada en 1993. Tiene una eslora de 138 metros y más de 4.000 toneladas de desplazamiento. Está equipada con sensores y armas que le permiten desarrollar sus cometidos principales como buque de escolta oceánico.

    Su dotación está formada por 200 efectivos incluyendo la Unidad Aérea Embarcada de la Flotilla de Aeronaves y el Equipo Operativo de Seguridad de Infantería de Marina. Ha desempeñado numerosas misiones, entre las que destaca como la más reciente la lucha contra la piratería en las costas de Somalia con la Operación “Atalanta” en 2014.

     La 'Eunavfor Med Sophia' es una misión de carácter multinacional liderada por la UE, según decisión del Consejo de la Unión Europea de 18 de mayo, que contribuye a los esfuerzos para prevenir la pérdida de vidas en el mar y para abordar las causas de esta emergencia humanitaria.

      Su objetivo es interrumpir las redes de tráfico ilegal o trata de personas que actúan a través del Mediterráneo central. Para este fin España aporta un contingente de más de 200 efectivos, 50 de los cuales pertenecen al Ejército del Aire formando parte del ‘Destacamento Grappa’, con sede en la base italiana de Sigonella, mientras que el resto se integra en una fragata que opera en el Mediterráneo.

      España también aporta un avión ‘VIGMA D-4’, así como 12 efectivos el Ejército del Aire y la Armada que trabajan en el cuartel general del comandante de la operación en Roma y en el cuartel del comandante de la Fuerza establecido en el portaaviones italiano ‘Cavour’.La RAZON. Es Servimedia